Llega por primera vez a Nayarit un puente modular instalado por Gobierno del Estado.

Este acceso brindará una nueva esperanza de vida a los habitantes de al menos 18 localidades entre Jalisco y Nayarit ante cualquier urgencia médica.

Será el puente “El Ranchito” en Tepuzhuacán entre los límites de Jalisco y Nayarit el primero en su tipo en la entidad, y es que este nuevo sistema modular que ha tenido un gran éxito en otros lugares de la república Mexicana y en el mundo, llegó a Nayarit para brindar mayor protección a quienes transitan por esta zona, tal como lo anunció el gobernador del Estado, Miguel Ángel Navarro Quintero durante su gira por Amatlán de Cañas.


Y es que al existir solo un puente provisional después del último incidente donde el paso de los años, el constante tráfico vehicular y el bajo soporte provocó su caída, ahora será finalmente sustituido por una opción adecuada a las necesidades del lugar.


De acuerdo al Secretario de Infraestructura, Víctor Manuel Lerma Mercado, esta nueva estructura de 60 mts de longitud a su vez permitirá ahorrar además de inversión, tiempo de ejecución a 90 días y mejorará la seguridad así como la calidad de la obra.


Expresó que, como lo indicó el gobernador la salud es primero, con la instalación de este acceso se brindará una nueva esperanza de vida a los habitantes de esta región ya que por lo menos 18 localidades de Jalisco y Nayarit, serán las principales beneficiadas, quienes ahora podrán trasladarse sin inconvenientes a su destino y se coadyuvará a la atención médica oportuna.